La importancia de consumir tés e infusiones calientes

Cuando pensamos en bebidas calientes, por lo general, nos viene a la mente la imagen del invierno, la mantita, una chimenea… y lo agradable y bien que nos sienta sentir ese calor recorriendo nuestro cuerpo para hacernos sentir mucho mejor de lo que estábamos. Pero, en realidad, esa es sólo una de las diversas ventajas que nos brinda tomar bebidas calientes, especialmente si estamos hablando de tés e infusiones naturales. Y consumirlas, no sólo en invierno o en días que hace frío, sino durante todos los días del año.

En nuestra tienda virtual www.saffron.com.ve podrás obtener teteras estupendas para realizar las mejores infusiones!

A continuación explicamos algunos de los motivos principales por lo que varios estudios recomiendan consumir tés e infusiones calientes:

  • Acelera el metabolismo: por eso es bueno tomar bebidas calientes durante la comida. Puede parecer extraño, porque normalmente consumimos bebidas fríos o del tiempo, pero si tomamos tés o infusiones calientes, nuestro cuerpo asimilará mejor los nutrientes y, por tanto, nuestro metabolismo funcionará mejor.
  • Digestivo: a unos 30 grados, la medicina ayúrveda, la más antigua y tradicional de la India, asegura que las bebidas naturales como tés e infusiones nos ayudan a hacer mejor la digestión, por lo que, habría que unir esta idea a la anteriormente citada.
  • Ayuda a sudar: las bebidas calientes nos ayudan a sudar y, por consiguiente, a que la temperatura de nuestro cuerpo se regule, especialmente en verano. De hecho, si tomamos bebidas calientes nos sentiremos mucho más frescos, a pesar de lo incongruente que pueda parecer.
  • Disminuir infecciones: si estamos resfriados o tenemos gripes, los tés e infusiones naturales nos ayudan a aliviar los dolores de garganta, además de diluir la mucosidad y a abrir nuestros pulmones, por lo que también nos ayuda a cuidarnos de forma natural. De hecho, un estudio de la Universidad de Cardiff, asegura que tomar una infusión caliente ayuda a mitigar el dolor y el malestar en esos momentos, haciendo un efecto similar al de la morfina.
  • Evitar la fijación de grasas: durante las comidas, especialmente aquellas que son más grasientas, tomar bebidas calientes, como el té verde u otras infusiones elaboradas a base de plantas naturales, permitirá que las grasas no se fijen con tanta facilidad en nuestro cuerpo, como lo harían las bebidas frías.
  • Proteger el corazón: tomar bebidas muy frías hace que la sangre de nuestro corazón bombee de forma más lenta que si lo hacemos tomando bebidas calientes naturales.
  • Salud del tracto uterino: el agua caliente ayuda a limpiarlo, actuando como un diurético natural. En caso de infecciones urinarias, se recomienda añadir unas gotas de limón natural para terminar con ellas.
  • Mejora nuestro humor: y equilibra el sistema nervioso. Según un estudio de la Universidad de Colorado, las personas que toman bebidas calientes, frente a personas que toman algo frío, siempre responderán de forma más amable que las segundas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!